Air Sock Filtro de entrada difusor de aire para intracción / contra insectos

Air Sock Filtro de entrada difusor de aire para intracción / contra insectos

18,9059,95 IVA Incluido

In stock

18,9059,95 IVA Incluido

Con el uso de este filtro conseguimos un reparto homogéneo del aire de entrada, favoreciendo que la humedad y la temperatura sean las mismas en cualquier punto de la sala. Reduce el ruido del extractor y previene la entrada de plagas al cuarto de cultivo. Es necesario lavarlo después de cada cosecha, siempre con agua fría para no alterar su tamaño.

Limpiar
Ver carrito
Categorías: , Etiqueta:

Descripción

Los filtros-difusores de entrada «AIR SOCK» ayudan a tener un mayor control del aire de entrada y por lo tanto del clima general. Los filtros previenen de las corrientes de aire fresco directo a las plantas, distribuyen de forma uniforme el aire entrante y evitan la entrada de polvo e insectos. Además son de fácil lavado en lavadora con agua fría o a mano y dándole la vuelta para quitar los insectos e residuos de polvo.

Con los Air Sock tendrás la forma más eficiente de repartir el aire de entrada por todo tu cultivo. Los Air Sock son tubos de tela en diferentes diámetros para distribuir eficientemente la entrada de aire por todo el invernadero. Previene de las corrientes de aire fresco sobre las plantas, distribuyen uniformemente el aire, y además funcionan como filtro previniendo la entrada de insectos a la zona de cultivo, reduciendo la posibilidad de invasión de plagas.

Con el uso de este filtro conseguimos un reparto homogéneo del aire de entrada, favoreciendo que la humedad y la temperatura sean las mismas en cualquier punto de la sala. Reduce el ruido del extractor y previene la entrada de plagas al cuarto de cultivo. Es necesario lavarlo después de cada cosecha, dándole la vuelta para quitar el exceso de insectos y polvo y lavándolo a mano o en la lavadora con agua fría.

  • Distribuye adecuadamente el aire entrante
  • Previene el frío en las plantas producido por el aire entrante
  • Distribuye aire fresco constantemente
  • Menos ventilación necesaria
  • Previene la entrada de insectos y plagas
  • Disminuyen los niveles de ruido