Síntomas y solución para el exceso o deficiencia de Zinc (Zn) en las plantas de cannabis

Síntomas y solución para el exceso o carencia de Zinc (Zn) en las plantas de cannabis

El zinc (o cinc) es un mineral y uno de los micronutrientes esenciales necesarios para la alimentación saludable de la planta. A pesar de que la planta de cannabis necesita una cantidad increíblemente pequeña, es fundamental para diversas actividades fisiológicas. La planta de marihuana utiliza el zinc para construir proteínas y estructuras macromoleculares como las membranas.

El exceso de zinc provoca el bloqueo del hierro, que es fácil de identificar. En pocas ocasiones los niveles de zinc pueden ser tan altos como para resultar tóxicos. Si esto ocurre, la planta de cannabis morirá rápidamente. Pero este caso es altamente improbable.

La deficiencia directa de zinc no es frecuente y suele ser un efecto secundario de otras causas, normalmente es bastante fácil de resolver.

Deficiencia de Zinc (Zn)

Síntomas en la planta por la deficiencia de Zinc (Zn)

Con una deficiencia de cannabis zinc, las hojas más jóvenes comienzan a amarillear entre las venas. Las puntas de las hojas se decoloran y comienzan a morir.

La planta puede dejar de crecer verticalmente. Si la planta está floreciendo, sus flores pueden dejar de crecer o incluso comenzar a morir si el problema no se corrige.

Se encuentran anormalidades en el desarrollo de las hojas, alargándose junto con una reducción de la distancia internodal a la vez que las hojas tienden a realizar rosetas.

  1. Las nuevas hojas presentas clorosis, desarrolla hojas mas pequeñas y delgadas qie tienden a curvarse y arrugarse
  2. El vástago y los nuevos brotes se amontonan
  3. Las puntas de las hojas y después los bordes, se decoloran y queman
  4. Se produce atrofia entre el espacio de los nuevos nudos, puede disminuir severamente el rendimiento
¿Cómo solucionar la deficiencia de Zinc (Zn)?

La causa más común de deficiencia de zinc en la marihuana es el desequilibrio del pH del agua. Cuando el pH se vuelve demasiado alcalino, las raíces se vuelven incapaces de absorber este oligoelemento mineral. Otros micronutrientes como el manganeso y el cobre pronto no están disponibles. El nitrógeno y el calcio comienzan a verse afectados también.

Puedes añadir Zinc a tu planta, Las fuentes de zinc más comunes son quelatos de zinc (contienen aproximadamente 14 % de zinc), sulfato de zinc (25-36 % de zinc) y óxido de zinc (70-80 % de zinc), donde el sulfato de zinc es la fuente más utilizada.

Las aplicaciones foliares de zinc no son tan eficaces como el zinc aplicado al suelo. La aplicación foliar puede superar los síntomas visuales pero es menos eficaz para aumentar el rendimiento.

También la carencia puede ser provocada por un bloqueo de otros minerales, para solucionarlo podemos realizar un lavado de raíz, para eliminar el bloqueo derivado de otro mineral.

Las deficiencias de zinc pueden aparecer en la planta si ésta está teniendo problemas de raíz o si se riega en exceso.

Exceso de Zinc (Zn)

Síntomas en la planta por el exceso de Zinc (Zn)

El exceso de Zinc es muy toxico, pero las plantas poseen diferentes niveles de tolerancia. Algunas pueden almacenar el exceso de zinc en sus vacuolas. En casos severos causa la muerte descendente de brotes.

  1. El exceso de Zinc es muy raro pero extremadamente tóxico. Con un exceso muy alto las plantas mueren rápidamente
  2. El exceso de Zinc interfiere con la capacidad del hierro para funcionar correctamente por lo que causa deficiencias de hierro
¿Cómo solucionar el exceso de Zinc (Zn)?

Primero comprobar el EC en la solución de riego, para saber si es demasiado alto, rectificar o demasiada saturación en el sustrato. Sí es el sustrato, primero que todo, hay que realizar un lavado de raíz, utilizando el triple de agua de la capacidad de la maceta.

Deberemos medir la EC de salida para saber como de saturado está el sustrato de sales y empezaremos a realizar el lavado hasta que los niveles de EC del sustrato sean los mismos que el agua que utilizamos para realizar el lavado.

No utilizar durante unos riegos el fertilizante para que pueda metabolizar o eliminar el exceso de alimento acumulado en la planta.