Síntomas y solución para el exceso o deficiencia de Azufre (S) en las plantas de cannabis

Síntomas y solución para el exceso o carencia de Azufre (S) en las plantas de cannabis

A pesar de que las plantas de cannabis no necesitan mucho azufre, la falta de este mineral esencial puede causar graves síntomas de deficiencia, e incluso puede afectar a la salud de los cogollos. A continuación te contamos los síntomas

Deficiencia de Azufre (S)

Síntomas en la planta por la deficiencia de Azufre (S)

La carencia de azufre es un problema que el cultivador debe evitar. Hay varios síntomas que pueden ayudar a detectar la deficiencia para poder solucionarla. Una de las señales principales se conoce como clorosis, que básicamente significa que las hojas se vuelven amarillas. Este cambio de color probablemente afecte primero a las hojas más nuevas y jóvenes, situadas en la parte superior de la planta. La clorosis también puede ser un síntoma de otras deficiencias, pero en el caso del azufre, una señal importante es que el cambio a amarillo comienza en la base de la hoja y se va extendiendo hacia las puntas.

Otro síntoma es la decoloración en la cara inferior de las hojas: si hay una deficiencia de azufre, esta parte de la hoja adquiere tonos rosas, rojos y naranjas. Si la deficiencia aparece durante la fase de floración, las flores pueden empezar a morirse. Este es el peor desenlace, pero hay varias medidas que se pueden tomar para revertir o prevenir esta condición.

  1. Las hojas jóvenes se vuelven de color verde lima a amarillento y su crecimiento se estanca
  2. A medida que la falta de azufre aumenta, las venas de las hojas se vuelven amarillas y secas
  3. Las puntas de las hojas pueden quemarse, oscurecer y curvarse hacia abajo
  4. Largas manchas púrpura aparecen en los nuevos tallos cuando se combina con una deficiencia global de nutrientes
  5. El tallo se vuelve leñoso
  6. La formación de brotes es lenta y débil
[ultimate_spacer height=”30″]
¿Cómo solucionar la deficiencia de Azufre (S)?

Si tus plantas sufren y muestran síntomas de deficiencia de azufre, el paso lógico a seguir es introducir formas de azufre en el sustrato. Una opción es usar sal de Epsom para subir su concentración en el suelo. Se dice que 1-2 cucharaditas de sal de Epsom por cada 4,5 litros de agua pueden servir como suplemento de azufre.

Además, hay muchos fertilizantes disponibles con los niveles adecuados de este importante mineral. Por ejemplo, el sulfato de amonio, que contiene un 24% de azufre. Otra buenas opciones son el sulfato de calcio (con un 15-18% de azufre), el sulfato de potasio (18% de azufre) y el sulfato de potasio y magnesio (con un elevado 22% de azufre).

El estiércol es una buena fuente de azufre y representa una opción fácil y natural para quienes vivan en una granja o cerca de una. Añadir una capa de estiércol bien descompuesto sobre un lecho de cultivo elevado será una fuente estable de azufre para las plantas de cannabis. El estiércol irá filtrando poco a poco el nutriente en el suelo, a medida que se vaya descomponiendo en el sustrato.

Exceso de Azufre (S)

Síntomas en la planta por el exceso de Azufre (S)

Puede provocar fitotoxicidad en hojas, sobre las que aparecen unas manchas amarillas que posteriormente se necrosan. La planta evidencia una falta de crecimiento.

  • La planta es mas pequeña y el desarrollo es uniformemente menor, las hojas toman un color verde oscuro
  • Cuando el exceso es grave las puntas y bordes de la hoja se pueden decolorar y quemar
¿Cómo solucionar el exceso de Azufre (S)?

El exceso de Azufre es difícil que se produzca. Lo que puede ocurrir por un exceso de este mineral en nuestras plantas es que impida la absorción de Nitrógeno.

Primero comprobar el EC en la solución de riego y sustrato para saber si es demasiado alto. Sí es el sustrato, primero que todo, hay que realizar un lavado de raíz, utilizando el triple de agua de la capacidad de la maceta. Deberemos medir la EC de salida para saber como de saturado está el sustrato de sales y empezaremos a realizar el lavado hasta que los niveles de EC del sustrato sean los mismos que el agua que utilizamos para realizar el lavado.

No utilizar durante unos riegos el fertilizante para que pueda metabolizar el exceso de alimento acumulado en la planta.

You've just added this product to the cart: