Bubbleator XL bolsa cilíndrica de extracción | Pollinator

Bubbleator XL bolsa cilíndrica de extracción | Pollinator

70,00 IVA Incluido

In stock

70,00 IVA Incluido

La bolsa cilíndrica Ice-o-lator XL se utiliza con la Bubbleator (si no se llena del todo) o con la Bubbleator XL, una máquina de extracción resinas al agua que facilitará el proceso, haciendo el trabajo duro por nosotros. Fabricada en malla de calidad, posee un micraje de 220 micras.

Ver carrito
Disponibilidad: Disponible para reserva Categoría: Etiquetas: , , ,

Descripción

La bolsa cilíndrica Ice-o-lator XL se utiliza con la Bubbleator (si no se llena del todo) o con la Bubbleator XL, una máquina de extracción resinas al agua que facilitará el proceso, haciendo el trabajo duro por nosotros. Fabricada en malla de calidad, posee un micraje de 220 micras.

Con la Bolsa cilíndrica Bubbleator XL siempre tendremos a nuestra disposición una bolsa de recambio efectiva para nuestra lavadora de extracción de resina en frio. Fabricada con malla de primera calidad de 220 micras es muy resistente y tiene una gran capacidad para albergar restos de la materia vegetal de las cosechas de marihuana.

Para que estas bolsas de extracción nos duren más, siempre hay que triturar los restos de la materia vegetal para que no queden ramas o tallos que puedan rasgar y romper la bolsa. Nosotros recomendamos siempre tener una bolsa cilíndrica bubbleator XL de recambio para que no te quedes tirado, en el caso de que se rompa o se pierda la bolsa piramidal que incluye la lavadora.

Su utilización es muy sencilla, solo tendremos que llenar la bolsa con los restos de marihuana que queramos procesar, cerrarla con la cremallera e introducirla en la Bubbleator una vez que el agua esté a la temperatura correcta, entre 3 y 4 ºC, y estaremos listos para empezar.

Características 

  • Dimensiones de la bolsa: 47x57cm
  • Malla de 220 micras
  • Cremallera para cierre y apertura

Modo de utilización Bubbleator

  • Pon el Bubbleator® en una plataforma elevada y el cubo en el suelo. Pon las bolsas en el cubo (respetando el orden). Que quede siempre la mas fina (de agujeros mas pequeños) debajo.
  • Llena el Bubbleator® por la mitad con agua fría. Agrega el hielo. Si el hielo es en bloques grandes, asegurate de romperlo en trozos pequeños. Pon el Bubbleator® a funcionar por 2 minutos para que se mezcle bien el hielo y el agua. Mide la temperatura del agua para asegurarte que este aproximadamente 4ºC. Si necesita mas frío, agrega mas hielo.
  • Llena la bolsa piramidal (con hojas y recortes) con el material previamente congelado 500 gr. max. Metela en el Bubbleator® y cierra la tapa. Programa el tiempo (de 3 min. a 8 min.). Comenzará a agitar las hojas.
  • Cuando se detenga puedes abrir la tapa del Bubbleator®. Al quitar la bolsa piramidal, la aprietas para que deje caer el agua excedente. Bajas el tubo de salida de agua para que desagote todo en el cubo.
  • Coloca el tubo de salida nuevamente en el Bubbleator®. Retira la primera bolsa del cubo y apriétala para que deje caer el agua excedente. En esta bolsa no habrá cristales, solo residuos. Retira la segunda bolsa, muévala un par de veces (de arriba a abajo) dentro y fuera del agua para que se concentren los cristales en el medio. Luego aprieta la bolsa. Envuelve la bolsa (la parte donde están los cristales) con papel absorbente por fuera de la bolsa. Apriétala para quitarle la mayor cantidad posible de humedad. Si tienes mas bolsas repite este proceso.
  • Los cristales que te han quedado en la bolsa ponlos en el colador metálico y pon el colador sobre un papel. Empuja los cristales (con una cuchara) a través del colador y luego desparramalos en el papel para un secado eficaz. Debe dejarse secar por 48hs a temperatura ambiente (a la sombra). El secado es muy importante. Si no se hace debidamente puede fermentar y tomar mal olor. Una vez secos ya se pueden prensar.
  • Con un lavado se extraen la mayor parte de los cristales pero es posible que queden bastantes. Nosotros recomendamos repetir el proceso desde paso 3 a paso 6 (con las mismas hojas) para asegurarse de no estar tirando nada de cristales. Puedes usar la misma agua para no usar tanto hielo. Debes enjuagar las bolsas con agua fría apenas termines de usarlas para que no se peguen los cristales a la bolsa. Si se pegan, puedes limpiarlas con alcohol (96%).